El abrazo soñado

Amantes.jpg

Anoche volviste. En silencio. De puntillas. Con los zapatos en la mano para no hacer ruido. Para no hacer crujir la tarima del pasillo a mi corazón.

Seguir leyendo “El abrazo soñado”