Talentos en la sombra

Niña cantando

Hace unos días acudí a una pequeña quedada de scraperas gallegas en mi ciudad. Básicamente, una reunión de conocidas y desconocidas con una pasión en común: el scrap. Yo lo descubrí hace unos años, gracias a una amiga, y aunque no tengo el tiempo ni el dinero para practicarlo a menudo, me apasiona. Junto con la lectura y la escritura, es una de mis aficiones. Es muy relajante y hacer algo con tus propias manos es también muy gratificante.

En dicha quedada hicimos un intercambio de libretas hechas por nosotras desde cero. La mía era la más básica y sencilla, pero la hice con mucho cariño lo mejor que supe. Y creo que eso es lo importante. Hacer las cosas con mimo y con ganas. Los trabajos de mis compañeras eran espectaculares. Algunas incluso diría que auténticas obras de arte. Para quitarse el sombrero.

Y a donde quiero llegar con esto es a hablar de talento. Otra amiga bloguera hablaba hace un par de meses de cuánto talento desperdiciado hay por ahí. Que hoy en día cuentan más los followers y los likes que el trabajo bien hecho. Ese nuevo grupo social denominado influencers llega a usurpar el puesto de la fama y el reconocimiento de verdaderos artistas talentosos. Cualquier persona con miles de seguidores en Twitter puede publicar un libro, aunque carezca del talento realmente necesario. Pero está de moda y es lo que vende. Lo mismo para los que se dedican a la fotografía o cualquier otra actividad artística. 

¿Si no tienes infinidad de seguidores y “me gusta” no tienes talento? Mentira. No me lo creo. Hay talento por doquier (por suerte). Otra cosa es si quieres o puedes vivir de tu talento. Hay un montón de gente con talento que no es conocida (o reconocida), pero que tiene esa cualidad innata (o adquirida).

Yo últimamente me siento asombrada de la cantidad de personas talentosas que conozco. Y gente normal, no famosos. Entre las scraperas hay un montón de mujeres que son unas verdaderas artistas, aunque en su día a día puedan tener un trabajo que nada tenga de artístico, o son amas de casa, madres… pero son mujeres con talento. Con mucho talento.

Conozco gente que escribe maravillosamente bien, gente que pinta o dibuja de forma asombrosa, que hace  trabajos manuales espectaculares, que crea joyas, complementos, que diseña y confecciona ropa…¡Estoy rodeada de gente con muchísimo talento! A veces, viendo las muestras de su arte, me siento pequeñita. Me veo carente de ese talento. Y hasta siento cierta envidia (sana, por supuesto). Pero luego, pensándolo bien, me siento tan orgullosa de conocer a esa gente, de disfrutar su arte y de poder aprender de ellos.

En realidad, estamos rodeados de arte y de talento. Solo hay que mirar a nuestro alrededor.

 

2 comentarios en “Talentos en la sombra

  1. Son las pequeñas aficiones las que colorean mucho la vida. Y más si te llevan a tener buena compañía.
    Lo de los influencers es totalmente cierto… el ejemplo perfecto de que, lo que en última instancia importa, es el asunto artístico en sí :/
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s