Otra vida (34) — Buenos Relatos

ROSA LIÑARES Susana ni siquiera se había dado cuenta de que había cerrado la puerta de la habitación con rabia, dando un fuerte golpe que despertó a Charo. -¿Qué pasa?-preguntó ésta, aturdida, incorporándose en la cama y frotándose los ojos. -Nada. No te preocupes. Vuelve a dormir- contestó Susana y se fue directa al baño […]

a través de Otra vida (34) — Buenos Relatos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s